Novedades, preguntas y respuestas y consejos para los dueños de perros de razas pequeñas.



Basenji

Historia:
El Basenji, el perro africano que no ladra, existía ya en la época de los primeros faraones y la raza es más antigua que las propias pirámides. Sólo en 1895, la civilización occidental descubrió la raza Basenji en el Congo, donde era usada como perro de caza por diferentes tribus. Aún hoy en día, se consideran una posesión muy preciada, porque sin estos perros los nativos pierden su prestigio como cazadores.

Vida media
Los Basenji suelen vivir 14 años, pero con una alimentación y cuidados adecuados pueden llegar hasta los 16 años.

Tamaño y peso medios
El peso ideal de este perro es de 9,5 kg para las hembras, con una alzada de 40 cm, mientras que el macho pesa unos 12 kg y su alzada es de 43 cm.

Personalidad, características y temperamento
Elegante, bello y extremadamente versátil, el Basenji es escrupulosamente limpio y fácil de adiestrar para vivir en casa y no tiene ningún tipo de olor a perro. Aunque el hecho de que esta raza no ladre suele interpretarse como que carecen de voz, esto no es así en absoluto. De hecho, el Basenji tiene un sorprendente vocabulario de sonidos, que emite cuando está contento o si se le sorprende haciendo alguna travesura. Su vocalización más frecuente parece una mezcla entre una risa ahogada y un canto tirolés.

Como perro guardián, el Basenji tiene un estilo más activo que los típicos perros caseros ladradores: eriza el pelo y emite un gruñido temible ante el sonido de un peligro inminente. Se muestra especialmente protector con los niños. De hecho, suele decirse que esta raza tiene la bravura de un Bullmastiff, pero con la gentileza de un Labrador. Puede ser desobediente si no está bien adiestrado. Sin embargo, también es demasiado inteligente para ser forzado, por lo que no debes intentar quebrar su voluntad. Debes ser firme pero justo. Cualquier amante de los perros paciente y tolerante que comprenda realmente al Basenji se verá recompensado con un compañero familiar afectuoso y encantador, anhelante de atenciones.

Los Basenji lloran lágrimas de verdad, trepan a los árboles, abrazan como osos, acechan a los pájaros y se limpian a sí mismos como un gato. Son de espíritu independiente y a veces vivir con ellos puede ser un poco complicado.

Compatibilidad con otros animales
Son independientes, pero no tienen ningún problema en compartir su vida con otros animales con los que se han criado.

Cuidados
Estos perros son cazadores natos y aprovechan al máximo su vista, oído y olfato. Pero este instinto de caza tan desarrollado puede ser también su perdición. Por ejemplo si un perro está ocupado en seguir un rastro y un coche se cruza en su camino, él no lo verá: ésta es la causa de un gran número de muertes de perros Basenji. Por ello, es imprescindible contar con un buen vallado.

Dueño ideal
Los dueños ideales son personas que puedan satisfacer las necesidades muy especiales de esta raza marcadamente individualista.



< Anterior