Novedades, preguntas y respuestas y consejos para los dueños de perros de razas pequeñas.



Crestado chino

Historia:
El Crestado chino se conoce en China desde el siglo XIII, cuando durante la dinastía Hang se originó en las dos variedades que pueden verse actualmente. Una es más fina y elegante, con aire de ciervo, y la otra, más robusta, con el esqueleto más pesado. La ausencia de pelo varía en grados, desde ningún pelo en el cuerpo hasta un vello fino parecido al del brazo humano, aunque todos poseen la cresta característica que da nombre a la raza. Esta cresta está formada por pelos suaves y finos que nacen en la parte superior y caen hacia un lado del cuello. También tienen un mechón en los dos últimos tercios de la cola y calcetines de pelo en la parte inferior de las patas.

Existe además una variedad con las orejas caídas, además del tipo de orejas erguidas que son obligatorias en el Crestado sin pelo. El Crestado chino ha estado presente en Europa durante siglos, como lo demuestran pinturas del siglo XV, y se hace referencia a él en las crónicas de Cristóbal Colón. Considerado como una curiosidad al principio, el Crestado ha ganado popularidad como perro de compañía y de exposición.

Vida media
Los Crestados chinos pueden vivir 10 años, aunque llegan a los 12 si reciben una alimentación y cuidados apropiados.

Tamaño y peso medios
En plena forma, el macho pesa 6 kg y mide 33 cm y la hembra, 3,5 kg y 23 cm.

Personalidad, características y temperamento
El Crestado chino es un perro confiado, gracioso y vivaz, algo reservado a veces con los extraños. Puede ser obstinado, pero no maleducado o agresivo. No es especialmente ladrador, aunque puede ser útil como vigilante. A diferencia de muchas otras razas, puede curvar sus patas para sostener y agarrar objetos. Aunque su tamaño es el de un perro toy, está lejos de serlo en su temperamento y actitud.

Compatibilidad con otros animales
El Crestado chino puede ser muy compatible con otros animales, incluyendo gatos y caballos.

Cuidados
Los cuidados que necesita un Crestado chino son parecidos a los de una persona. Este perro de piel delicada necesita que lo protejas del sol para prevenir las quemaduras solares utilizando una crema protectora siempre que sea necesario. La variedad sin pelo también puede sufrir acné y por ello necesita baños periódicos. Como alternativa, puedes usar un limpiador natural no alergénico. Si la piel muestra signos de sequedad, debes aplicarse también un hidratante no alergénico. No muda el pelo, raramente tiene pulgas, ni tampoco el típico olor a perro.

En la variedad sin pelo, la dentadura no es como los de un perro normal porque los colmillos son muy grandes y los dientes pueden estar mal implantados o ausentes. Esto se asocia a la falta de pelo y no debe ser motivo de preocupación.

Dueño ideal
El Crestado chino se adapta a cualquier persona, siempre que tenga el tiempo suficiente para dedicarle toda la atención que él cree que merece. Aunque espera pacientemente a que vuelvas cuando se queda solo, prefiere estar contigo. Se adapta bien a diferentes situaciones: sus dueños pueden ser desde solteros ajetreados hasta familias o personas mayores, y se siente en casa en cualquier sitio, desde una granja en el campo hasta un piso de ciudad. El Crestado se integra en casi cualquier estilo de vida y puede hacerte compañía durante todo el día, dispuesto siempre a participar en cualquier actividad o simplemente a enroscarse en tu regazo. Dueño activo o no tan activo: no parece que esto importe siempre que haya amor y cuidados compartidos.



< Anterior